3 pistas para padres confinados

3 pistas para padres confinados

La reciente pandemia de coronavirus nos ha cambiado la vida diaria generando sentimientos encontrados y dudas sobre como gestionar el tiempo y la educación de nuestros niños.

Muchos colegios están tratando de dar continuidad pedagógica, enviando contenido y algunos dando clases en plataformas digitales. Sin embargo, la carga horaria no necesariamente es la misma y por el hecho de ser una situación inesperada, ni los colegios, ni los niños, ni los papas estamos realmente preparados.

Nuestros hijos no solo escuchan todo lo que sucede a su alrededor, sino que sienten nuestra tensión y ansiedad. Aunque la idea de no tener colegio sonaba increíble, probablemente se estaban imaginando un momento divertido como las vacaciones, y no la realidad de estar encerrados en la casa, con los papas, en algunos casos, ocupados y no ver a sus amigos. Es posible que algunos niños manifiesten comportamientos de oposición (pataletas, llanto, etc..) y otros de apatía. Esto es normal y esperado bajo estas circunstancias. Lo que los niños necesitan ahora es sentirse consolados y amados.

Eskool te da 3 pistas para navegar el confinamiento de tus niños con tranquilidad:

 

1. PON A TU FAMILIA EN EL CENTRO    

No hay vías probadas que nos convengan a todos, cada familia es diferente y cada niño es único. Ten presente tu propia realidad familiar y se flexible.

Piensa si necesitas:

HORARIOS: ¿Quieres organizar tu día? ¿cuánto tiempo puedes dedicarle a las “clases” o a jugar con tus hijos? ¿para ti es importante dar estructura o libertad?

CURRÍCULO: ¿Quieres planear actividades por materias? o, ¿vas a guiarte por los intereses tuyos y de tus niños?

ESPACIO: ¿Crees necesario apartar un lugar de tu casa para organizar todo y acomodar materiales o no?

Haz solo lo que sientas que esta bien para tus hijos y tu familia. DALES TIEMPO, y date tiempo para ajustarse, no esperes ni exijas resultados esto va poco a poco. No te preocupes si las cosas no funcionan como planeaste o si los niños no hacen bien las cosas del colegio. Piensa que todos están en la misma situación y que volviendo al colegio los profesores van a concentrarse en nivelar a los niños. Relájate.

2. REDESCUBRE A TUS HIJOS

Aprovecha la convivencia permanente para acercarte aun mas a tus hijos y descubre qué les interesa en este momento, investiga cuál es su estilo de aprendizaje (¡puedes hacer el quiz ¿Cómo aprende mejor tu hij@?  para descubrirlo!), que temas dominan y cuales les cuestan trabajo, que emociones los habitan y cuales son sus sueños hoy.

Puedes jugar juegos de mesa y mirar películas. Hacer rompecabezas, hornear ponqués y crear arte con reciclaje. Puedes también hacer experimentos científicos o encontrar excursiones virtuales a museos en el mundo entero. Oír música, bailar, hacer yoga, comenzar un libro y leerlo en familia. Contar historias en la oscuridad, revisitar las fotos de infancia o crear figuras con las manos a la luz de una vela. Hay muchas cosas que siempre quisiste hacer con tus hijos, pero había muchas distracciones, esta es tu oportunidad, ¡déjate llevar!

3. APRENDAN JUNTOS

Comparte tu trabajo y tus intereses, habla sobre lo que estás haciendo. Si tu hijo pregunta algo o muestra interés en algún tema trata de contestar en ese momento (no pierdas la ventana de interés), si no lo sabes, busquen y aprendan juntos.

Inclúyelos en las actividades en tu vida diaria, poner la mesa, darle la comida a la mascota, ayudarte a doblar ropa, etc…Acepta y valoriza la forma en que lo hacen.

Recuerda que lo mas importante es la salud mental y emocional tuya y de sus hijos. Trata de divertirte con ellos sin preocuparte demasiado por la continuidad pedagógica o las habilidades académicas. El recuerdo de como se sintieron en este tiempo permanecerá con ellos de por vida, mucho mas que los contenidos académicos.  ¡Tenlo en cuenta!  Date un descanso, déjate llevar y cuídate.  Todos estamos juntos en esta situación, eskool esta acá para apoyarte. Escríbenos, si quieres!

 

Escrito por: 
Ana Maria Bonduelle

 

Sin comentarios

Publicar un comentario